Cambio de siefore, dosis contra bajos rendimientos en Afores, pero…

La tasa de inflación durante el pasado mes de julio fue de 6.44 por ciento a tasa anual, es nuevamente la mayor lectura para este indicador en más de 8 años, y la confirmación de que la inflación es un factor de inestabilidad para los fondos de ahorro para el retiro, lo que conocemos como Siefore.

Las consecuencias para los fondos de ahorro para el retiro consisten en marcadas presiones para sus rendimientos, desde luego a la baja. De hecho, es ya algo consumado que durante este año la tasa de inflación se convirtió en el principal factor de impacto para este tipo de fondos, y para todo tipo de rendimientos e instrumentos de inversión en general.

Ya son siete meses de inflación alta, es cierto que no inició sobre los niveles actuales, pero en realidad la tasa de inflación le ha pegado a los rendimientos desde finales de 2016, siete meses de presiones para los fondos de ahorro para el retiro.

La elevada tasa de inflación prácticamente devastó los fondos básicos o siefores básicas desde la cero hasta la número 2, y también le pegó a varias Afores en su fondo básico 3 y 4; la inflación fue como un  huracán que golpeó incesantemente las playas de los rendimientos de las Afores.

El fenómeno cederá en sus lecturas tan elevadas, dicen algunos expertos y también lo señala el discurso oficial. Sin embargo, algunos factores estacionales pueden provocar repuntes no esperados, fue el caso de lo que sucedió en julio con los precios del jitomate, cebolla y varios productos agrícolas más.

La dosis para este fenómeno y problemática a la vez, es el diseño de una estrategia para mejorar los rendimientos, que incluye el cambio de siefore, que no necesariamente de Afore. Sin embargo, las Afores no ponen demasiada atención a éste asunto en cuanto a la orientación y asesoría para sus clientes, mientras que millones de mexicanos carecen de la cultura financiera necesaria para aprovechar las facilidades previstas en la ley y mejorar sus perfiles de rendimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *